InterZona presenta la reedición de esta novela olvidada de Norah Lange, de tono intimista y autobiográfico, imprescindible para conocer la prosa y el pensamiento de esta narradora y poetisa de vanguardia. Miembro del grupo Martín Fierro, tuvo una estrecha relación de amistad con escritores de su generación como Jorge Luis Borges, Leopoldo Marechal y Oliverio Girondo, que fue su marido. Adelantada a su tiempo, brilló con luz propia y desplegó una sensibilidad contemporánea que dota a sus textos de una modernidad sorprendente que encontrará resonancia en los lectores actuales.

“Invención es el reverente nombre que damos a un feliz trabajo combinatorio de los recuerdos. Toda novela (para el escritor y para el Ángel de su Guarda) es autobiográfica; la de Stevenson no menos que la de Proust. El problema central de la novela es la casualidad. Si faltan pormenores circunstanciales, todo parece irreal; si abundan (...) recelamos de esa documentada verdad y de sus detalles fehacientes. La solución es ésta: Inventar pormenores tan verosímiles que parezcan inevitables, o tan dramáticos que el lector los prefiera a la discusión. Norah Lange abunda en el primero de esos procedimientos; alguna vez (por ejemplo, en el capítulo veintidós) en el segundo”.

Jorge Luis Borges

45 días y 30 marineros - Norah Lange

$1.090
45 días y 30 marineros - Norah Lange $1.090
Entregas para el CP:

Medios de envío

InterZona presenta la reedición de esta novela olvidada de Norah Lange, de tono intimista y autobiográfico, imprescindible para conocer la prosa y el pensamiento de esta narradora y poetisa de vanguardia. Miembro del grupo Martín Fierro, tuvo una estrecha relación de amistad con escritores de su generación como Jorge Luis Borges, Leopoldo Marechal y Oliverio Girondo, que fue su marido. Adelantada a su tiempo, brilló con luz propia y desplegó una sensibilidad contemporánea que dota a sus textos de una modernidad sorprendente que encontrará resonancia en los lectores actuales.

“Invención es el reverente nombre que damos a un feliz trabajo combinatorio de los recuerdos. Toda novela (para el escritor y para el Ángel de su Guarda) es autobiográfica; la de Stevenson no menos que la de Proust. El problema central de la novela es la casualidad. Si faltan pormenores circunstanciales, todo parece irreal; si abundan (...) recelamos de esa documentada verdad y de sus detalles fehacientes. La solución es ésta: Inventar pormenores tan verosímiles que parezcan inevitables, o tan dramáticos que el lector los prefiera a la discusión. Norah Lange abunda en el primero de esos procedimientos; alguna vez (por ejemplo, en el capítulo veintidós) en el segundo”.

Jorge Luis Borges